Ángel Di María, romance y despedida: la intimidad y los motivos de una decisión tomada hace mucho tiempo

El 9 de marzo el PSG explotó en mil pedazos: el Real Madrid desnudó su fragilidad emocional y le expulsó de la Champions mucho antes de lo que imaginaba la cartera qatarí. En el colapso deportivo, una lesión en el tendón de la corva izquierda estrujo el alma a Ángel Di María. Solo quedaban 16 días para el trascendental partido de la selección ante Venezuela, cita ineludible para ‘Fideo’. ¿Por qué la urgencia si el susto no tenía importancia? Para Di María era vital, tenia esa fecha subrayada en rojo de hace un tiempo…, cuando descubrió que sería la noche de la despedida.

Sacó cuentas…, atisbó el horizonte y desde sus 34 años escribió: “Seguramente fue mi último partido con esta camiseta en Argentina…” No fue una publicación apresurada en Instagram de Rosario. No. La idea estuvo en su cabeza durante varios meses. Por eso el alivio que le había dado al cruce con Venezuela, por eso su esfuerzo por recuperarse de la lesión, Por eso rogó al cuerpo técnico de Scaloni que no lo bajen de la lista. Y por eso la desesperación por al menos integrar la banca a la Bombonera.

Todo lo que pasó después pertenece al mundo mágico Di María, aquel cuento de hadas que nació en el Maracaná. Ese romance con el pueblo que tuvo otro capítulo increíble la noche del viernes. Gol, asistencia y aplausos. segundo en el medidor de aplausos popular, solo superado por el ‘Enano’, como él lo llama.

el agradecimiento de Di María al público;  Después de tantas críticas y burlas, se ganó el corazón de los fans.
el agradecimiento de Di María al público; Después de tantas críticas y burlas, se ganó el corazón de los fans.AFP

Van por tantos años de críticas y amarguras, pero Di María no se equivoca: el final está cerca. Ahora ella se acerca pero por elección. Todas las veces anteriores, cuando las lesiones, los medios y hasta la afición le invitaron a marcharse, se rebeló. Fue contra la corriente. Ahora siente que todos los retos que tendrá la selección después de Qatar quedarán muy lejos. Es hora de dar paso definitivamente a la próxima generación. La despedida en Argentina fue el viernes. Y no podría haber ido mejor.

“Si efectivamente fue su último partido en Argentina, realmente fue un sueño. Di María marcó un gol, dio una asistencia y fue reconocido por todo el estadio. No vi el post de Ángel, no sé si lo dijo para este año… tuve una charla con ellos hace mucho tiempo. [por Di María y Messi] y les expresé la idea de que sea el técnico de turno el que decida cuándo tienen que salir ellos de la selección y no ellos”, confió ayer Scaloni. Ángel lo tiene más resuelto que Messi, pero quizás en 2023 no quede ninguno de los mohicanos porque el capitán sembró la intriga.

Ellos son los sobrevivientes. Hasta hace un tiempo eran once apellidos, algo así como un equipo. Con Lionel Messi como testaferro, el mejor del mundo. Escoltado por espadas como Ángel Di María, Sergio Agüero, Javier Mascherano y Gonzalo Higuaín. Asistencia de Éver Banega, Sergio Romero, Lucas Biglia, Marcos Rojo, Ezequiel Lavezzi y Pablo Zabaleta. Once apellidos que marcaron una época, y solo quedan ellos dos.

Ángel anunció que el pasado viernes fue su último partido con la selección;  la decisión había estado en su cabeza durante mucho tiempo.
Ángel anunció que el pasado viernes fue su último partido con la selección; la decisión había estado en su cabeza durante mucho tiempo.Instagram Ángel Di María

Di María creció en dificultades. Ya el debut en la selección absoluta –6 de septiembre de 2008– le advirtió que nada sería fácil Venía de Pekín como campeón olímpico y Basile creyó en él, cuando ya se tambaleaba el segundo ciclo del técnico, en un partido de clasificación contra Paraguay. en Río. Centrocampista por la izquierda, con Riquelme enganchando y Messi y Tevez en cabeza. En el descanso el equipo que se quedó atrás por un gol ante Heizne y Tevez había sido expulsado. Cambio en el vestuario: Agüero por Di María. Y el Kun rescató el 1-1. Han pasado casi 15 años y ‘Fideo’ dejó huella, claro. Con 120 partidos es cuarto en el apartado histórico de apariciones, y con 23 goles aparece séptimo en otro ranking que también rige el insaciable Lionel Messi.

En estos días, Di María se conmueve con el público. Se pellizca, primero dudando de que le esté pasando a él. Después, se convence de que es el premio a la perseverancia. Fideeeeeeeeeeeeo/Fideeeeeeeeeeeeeeo escucha y se emociona. “Si Leo insiste, lo intenta, no se derrumba… nosotros también debemos hacerlo”, le decía hace un rato, cuando volvía a cada llamado del equipo, a pesar de que solo recibió burlas y descalificaciones. . A pesar de estar marcado por las lesiones que lo sacaron de la final del 16/15/2014. Mañana ante Ecuador, en Guayaquil, podría estar entre los titulares.

Diez grandes goles de Fideo vestido de argentino

Este mensaje de WhatsApp vino del 2 de julio de 2018. “Aunque no había nadie allí, quería quedarme hasta el final. Es por eso que solo me voy hoy”. podría ser leído. Habían pasado más de dos días desde la eliminación con Francia en el Mundial de Rusia, y Di María era el último jugador en abandonar la concentración argentina en Bronnitsy. “¿Despedirse de la selección? No, no, nunca cerrar. Nunca le diré que no a la selección, si me llaman ahí estaré. A la selección nunca se le dice que no. Trabajaré para estar en la Copa América el próximo año”. terminado. Su plan ya estaba en marcha.

Y estuvo en la Copa América de Brasil 2019 para sumar otra decepción. Ahora sí, ¿había llegado el final? Desaparecido del radar Lionel Scaloni, que dejó de mencionarlo y ni siquiera lo incluyó entre los 30 argentinos del exterior que iniciaron las eliminatorias sudamericanas para Qatar 2022. Parecía raro, porque Di María brilló en el PSG. Se le escapó la selección y explotó: “No entiendo, me rompo el ojo… y no me llama. Si es para el reemplazo, entonces Leo [Messi] No debo ir más, lo mismo que Otamendi y el Kun… Lo haces con todos o no lo haces con ninguno”, se quejó en público. Hubo una conversación telefónica con el entrenador, había lágrimas en ambos lados de la línea telefónica. Y ella volvió. Pero como uno más sin apellido sin beneficios de inventario. Messi solo hay uno.

¿Se despiden juntos después de Qatar?  Di María ya lo tiene resuelto, y Lionel Messi planteó dudas.
¿Se despiden juntos después de Qatar? Di María ya lo tiene resuelto, y Lionel Messi planteó dudas.Natacha Pisarenko – AP

Regresó Di María, enamorado y obsesionado con la selección. Incluso entonces repetía una frase: “Seguir adelante cuando crees que no aguantas más es lo que te hace diferente a los demás”, murmuraba. No lo pronunció con arrogancia, sino por rebeldía. Se lo había robado al personaje de Rocky Balboa, que en el primer capítulo de la saga boxística también agregó: “La vida no se trata de la fuerza de tus golpes, sino de la fuerza de tu carácter”. Di María quería luchar por un lugar que sentía que le pertenecía. Contra sospechas, contra murmullos. Todavía quería exponerse.

después de tantas decepciones –y horas de terapia, y lágrimas con su esposa Jorgelina–, esta vez la apuesta funcionó. Patriota en el Maracaná, el 10 de julio de 2021 entró en la inmortalidad futbolística. Ahora sí, ¿había llegado el final? “Nooo, ahora me voy a Qatar”, advirtió. LA NACIÓN después de romper el hechizo de 28 años. Qatar se convirtió en su máxima obsesión. Notó que Di María es terca cuando le propone algo. Por supuesto, ahora asumió que se avecina una fecha de vencimiento. Pero él la eligió a ella.

Leave a Comment